jueves, 20 de julio de 2006

El verano y el riesgo informático

Recientemente he leído en Internet en un diario electrónico que el verano del hemisferio norte genera mayores ataques de piratas informáticos.

Históricamente, los gusanos que causaron más infecciones a nivel mundial coincidieron con el período de descanso en los países del norte. Una empresa de seguridad explicó por qué no desciende el riesgo en estas fechas y dio consejos para navegar de manera segura


Las conexiones a Internet que se realizan en tiempos de ocio, que en mayor parte suelen coincidir con los períodos vacacionales de cada país, tienen mucho más riesgo en relación con posibles ataques informáticos que aquellas que se realizan como parte del trabajo diario.

Estas conexiones de recreo suelen incluir visitas a páginas web de origen o contenido no confiable, así como la utilización de aplicaciones que suelen ser empleadas para distribuir nuevas amenazas o realizar ataques informáticos. Entre ellas pueden mencionarse, entre otras, chats, IRC o clientes de redes P2P.

El riesgo se acentúa debido a que tales conexiones se intercalan entre otras actividades menos lúdicas, como pueden ser accesos a servicios de banca online o compras online.

Esto se combina con la nueva dinámica del malware actual, en la que el objetivo principal es ganar dinero.

Por ello, si hasta hace poco los usuarios estaban expuestos principalmente al ataque por parte de virus informáticos, en este momento los riesgos se han multiplicado y la probabilidad de sufrir ataques que tienen como objetivo el robo de identidad o de datos confidenciales es muy elevado.

Este tipo de ataques tienen consecuencias muy graves, ya que no solamente afectan a la integridad del equipo informático propiamente dicho, sino a la vida personal de los usuarios: estafas económicas, utilización de datos personales robados para actividades delictivas, etc.

A lo anterior hay que añadir el auge de los sistemas portátiles (tanto laptops, como PDA y teléfonos móviles de última generación) y de las conexiones a través de redes inalámbricas (WiFi), que permiten al usuario conectarse a Internet en el momento y lugar que desee, sobre todo desde los lugares de descanso.

El problema de este tipo de conexiones radica en que, por norma general, los usuarios no saben si la red a través de la cual se conectan está bien protegida o no, o si existen equipos infectados conectados a la misma.

Deben tenerse también muy en cuenta las conexiones que se realizan desde cibercafés, hoteles o cualquier otro local público y extremar las precauciones, evitando en lo posible introducir en ellos datos confidenciales.

El número de nuevas amenazas que aparecen cada mes no desciende en función de si se trata de un periodo de mayor o menor actividad, sino que se mantiene estable a lo largo de todo el año, de lo que se deduce que la probabilidad de sufrir un ataque es la misma durante todo el año.

Además, algunos de los ataques más importantes de las historia de la informática se ha producido precisamente en épocas que, para una gran parte de países se correspondían con periodos vacacionales. Entre ellos pueden mencionarse a los gusanos Sircam, Red Code o Blaster, que fueron capaces de infectar millones de equipos.

1 comentario:

Simon Scatt dijo...

Many programms include spyware modules. Use anti-spyware for protect your privacy.
As for me, I like professional anti-spy software like PrivacyKeyboard by Raytown Corporation LLC.
You can download it here: http://download.softsecurity.com/1/14/prvkbd.zip (~4MB)


Anti-Spyware: Efficiency of the Means of Defense